miércoles, 27 de noviembre de 2013

Encuentro Nacional de Mujeres

bueno, voy a empezar a decirlo.

estar en tetas, comerse la calle y hacer un par de graffittis es algo que cualquier gordo de barrio hace cualquier domingo de la cancha.

donde estaban las molotov, donde estaban las piedras, donde estaba la violencia explilcita para con los heraldos de cristo y la policia, donde la sagre, donde las caras de miedo de los patriarcas y sus cuidadores, donde los ratis heridos, donde las bengalas que queman?

una vez al año se les permite a las mujeres encontrarse y alocarse un poco, mientras no se prenda fuego nada, mientras solo sean cantos gritos y pintura que con mas o menos trabajo se lava, mientras nadie muestre algo mas que las tetitas, ni nadie se ponga a cojer en publico, mientras no se organice ya no una besada sino una orgia publica lesbica, mientras no salga nadie herido.

despues volvemos a casa, mas o menos como nos fuimos, a esperar otro año mas donde tampoco seremos muy violentas mas que de pico...




ya se ya se, no quiere leer esto, porque se sienten fuertes y libres y lindas.

pero yo me voy a poner a festejar cuando ellos sientan miedo porque saben que de ahi no vuelven sanos ni salvos, porque saben que ahi los van a dañar.

otros tiempos...tal vez?





....

http://www.marxists.org/espanol/bajtin/rabelais.htm
El carnaval es un dispositivo de control de la insurreccion, de canalización del descontento.
 Bajtin -que no estaría para nada de acuerdo con la hipótesis anterior- dice:
"... el carnaval ignora toda distinción entre actores y espectadores. Tambien ignora la escena, incluso en su forma embrionario. Ya que una escena destruiría el carnaval (e inversamente, la destrucción del escenario destruiría el espect culo teatral). Los espectadores no asisten al carnaval, sino que lo viven, ya que el carnaval está hecho para todo el pueblo. Durante el carnaval no hay otra vida que la del carnaval. Es imposible escapar, porque el carnaval no tiene ninguna frontera espacial. En el curso de la fiesta sólo puede vivirse de acuerdo a sus leyes, es decir de acuerdo a las leyes de la libertad. El carnaval posee un carácter universal, es un estado peculiar del mundo: su renacimiento y su renovación en los que cada individuo participa. Esta es la esencia misma del carnaval, y los que intervienen en el regocijo lo experimenten vivamente..."

El  carnaval como forma concreta de la vida vivida en la duración del carnaval: "Esto puede expresarse de la siguiente manera: durante el carnaval es la vida misma la que juega e interpreta (sin escenario, sin tablado, sin actores, sin espectadores, es decir sin los atributos específicos de todo espect culo teatral) su propio renacimiento y renovación sobre la base de mejores principios"

 "Bajo régimen feudal existente en la Edad Media, este carácter festivo, es decir la relación de la fiesta con los objetivos superiores de la existencia humana, la resurrección y la renovación, sólo podía alcanzar su plenitud y su pureza en el carnaval y en otras fiestas populares y públicas. La fiesta se convertía en esta circunstancia en la forma que adoptaba la segunda vida del pueblo, que temporalmente penetraba en el reino utópico de la universalidad, de la libertad, de la igualdad y de la abundancia."

No hay comentarios:

Publicar un comentario